“Quiero trabajar en lo que sea” El reto de las competencias básicas para el empleo

Publicado por En Realidad no tiene Gracia | junio 8, 2016 | No hay comentarios

 

En 15 años de trabajo por la inserción laboral hay un cosa que todas las personas que formamos parte del plan de empleo hemos aprendido, la voluntad es muy importante, pero no suficiente para encontrar un empleo.

Adquirir las competencias básicas para un empleo resulta fundamental para transformar esa famosa frase de “quiero trabajar de lo que sea” en una oportunidad real de trabajo.

Por eso queremos compartir en nuestro blog la historia real de una participante de Alicante que ilustra los cientos de casos que cada año llegan hasta nuestras oficinas territoriales

Ella tiene 31 años, está separada, con 3 hijos, etnia gitana, nivel de lectura y escritura muy bajo, no ha trabajado nunca y su familia ve mal que vaya a buscar empleo…pero ella quiere trabajar.

Empieza por apuntarse al Servicio Integrado de Empleo de Cruz Roja, y ya en el itinerario inicial de motivación y técnicas de búsqueda de empleo, vemos las dificultades que presenta para seguir el ritmo del resto del grupo. Apenas participa, “no se sabe expresar muy bien” nos comenta a solas.

A la hora de definir su objetivo profesional nos topamos con: “quiero trabajar de lo que sea”, desmontamos su respuesta para seguir ahondando en lo que realmente cree que podría hacer bien, hasta concluir en que se apuntaría al curso de Operaciones Básicas de Pisos en Alojamientos.

En el proceso de selección de personas para este curso en el que ella se encontraba, apostamos fuerte por ella, porque a pesar de lo que a priori puede parecer una persona con muy baja empleabilidad, su mirada era viva y su actitud y disposición siempre positiva nos hicieron decidirnos.

Finalizó la parte teórica (“actitud excelente, poco participativa, dificultad en la comprensión de algunos ejercicios”, según nos comenta la docente del curso en la valoración); La enviamos al hotel donde realizaba las prácticas y al finalizar las mismas, empezó, allí mismo, su vida laboral.

Sus competencias para el trabajo eran excelentes. La práctica la aprendió con avidez. El trabajo en equipo, la orientación al logro, el cumplimiento de normas y tareas, atención al cliente…

Gracias a Ella por su esfuerzo, y al Hotel por saber ver su potencial y darle la oportunidad de mejorar su vida, y la de sus hijos.

Desde el departamento de Empleo de Cruz Roja, trabajamos para sensibilizar a las empresas en la contratación de personas por sus competencias, además de por su experiencia o sus títulos. Nuestras potencialidades y capacidades nos hacen unic@s, desarrollarlas es un buen comienzo para encontrar un empleo que se adapte y potencie nuestro desarrollo personal y laboral.