Promoviendo la diversidad en el ámbito laboral

Trabajamos para superar los estereotipos y prejuicios que imponen barreras en el mercado laboral, con el humor como herramienta de concienciación y la seriedad como filosofía de trabajo.

Qué es En realidad no tiene gracia

En realidad no tiene gracia es una campaña de sensibilización y movilización social que se puso en marcha en 2010 con el objetivo de conseguir un compromiso por parte de la sociedad y, muy especialmente, de las empresas para que el origen, la edad o el sexo de una persona no sea una barrera para su acceso al mercado laboral.

Diversidad y talento

Queremos poner el talento por delante de los prejucios y estereotipos para que sea la capacidad de las personas la que determine las condiciones en las que acceden al mercado laboral. Y para eso es fundamental conseguir una igualdad real de oportunidades y de trato.

El humor

En realidad no tiene gracia tiene en el humor su eje central. El humor es una herramienta muy poderosa a la hora de plantear una reflexión. Al mismo tiempo nos permite llegar de manera directa a la sociedad poniendo de manifiesto lo absurdo de muchas de las personas que hacen frente a situaciones muy difíciles en el mercado laboral.

En estos años hemos contado con importantes figuras del humor en todas sus expresiones: viñetas, caricaturas, cuñas, spots...

TE INVITAMOS A VER SU TRABAJO EN LA SECCIÓN AÑO A AÑO